La canción de salsa del Mercadona

Hay una canción de salsa inspirada en el Mercadona.
Si será por canciones de salsa…

Cuando nooooo, no es Shakira, es la rumba de Cali.

Y unos por otros, al final, la casa sin barrer. Hay unas bolas de polvo enormes, como esas esferas de arbustos que van rodando por el desierto…

David Pabón en el año 2008 hizo una versión de su canción “Miserable” que no vais a encontrar en youtube (ahí podréis oír eso sí, la original). Fue algo así como una edición especial navideña, pero en plan ataque de cuernos.

Es la conocida como “CANCIÓN DEL MERCADONA” o “SALSA DEL MERCADONA” y os puedo asegurar que es un hecho histórico totalmente verídico, como también lo es que se ha convertido en la banda sonora que tienen en los supermercados Mercadona, pero no la que conoce la clientela y que se oye por megafonía mientras compras, sino la que suena internamente y sólo para la plantilla de la empresa, por una cuestión de intimidad y protección de datos de carácter personal. Los empleados no lo difunden y nunca lo admitirán, porque el corporativismo es el corporativismo y siempre hay que proteger a los compañeros.

Hoy por ti, mañana por mí.

David Pabón (ya os he dicho que el pobre tenía un ataque de cuernos) le dedicó esta versión a una ex novia que le fue infiel. Ella se llamaba Yésica y era cajera del Mercadona de Murcia (y hasta ahí me permite contar la LOPD).

La primera parte de la canción, habla de un tal “Miserable” que es el señor con quien Yésica tuvo una relación extranovial, que no contaba con el consentimiento ni la aprobación del amigo Pabón.

La segunda parte, habla ya directamente de Yésica, con un estribillo cantado en tono bien hiriente que reza así:

“Orgullooooosa, se siente en el Mercadoooona, Mercadooooona, Mercadooooona…”

Con ello, el cantante ironiza sobre la actitud de Yésica, que a pesar del flagrante acto de infidelidad cometido sigue prestando sus servicios como personal contratado laboral para la empresa Mercadona, SA, supermercados de confianza (sí, sí, claro, confianza), con el mismo orgullo y altivez de una persona que no ha hecho nada mala.

Así, sin más.

David ahora compra siempre en el Maskom, pá por si.

Hay montones de incrédulos en clase que me preguntan si la historia que cuenta Antonio de la canción del Mercadona es cierta o es un invento suyo.

No sólo es cierta, sino que es muy cierta. Y él no dice de la misa la mitad, porque tiene amigas que trabajan en el súper y un amigo resentido que una vez echó un currículum para trabajar en el Mercadona y al que nunca llamaron. Ni siquiera le dieron las gracias por participar en el proceso de selección.

Autor: Vanesa.

Autor: Aprender a bailar bailes latinos en Malaga

Aprender bailes latinos en Malaga

Academia de baile en Malaga
Por 20 euros al mes. Un dia a la semana, dos horas ese mismo dia. Horario por las noches.
Deben ir acompañados los menores de 18 y los mayores de 60.
Se tarda mas o menos un año en aprender a bailar salsa. Tambien depende si luego sales o no a bailar con los compañeros.